Jueves 26 de abril de 2018

La Diputación de Granada sufragará los gastos de transporte de las personas desempleadas de la provincia que se encuentren en situación de búsqueda activa de empleo. Así lo ha manifestaba ayer la diputada de Bienestar Social, Olvido de la Rosa, que ha comparecido ante los medios, junto al diputado Luis de Haro, cuyo grupo provincial, “Vamos, Granada”, ha sido impulsor de esta iniciativa.

De la Rosa ha agradecido la propuesta y el trabajo de “Vamos, Granada”, y ha informado que este “Bonobús solidario” va dirigido a personas o unidades familiares que están desempleadas y que necesitan desplazarse para realizar una entrevista de trabajo o alguna clase de prueba de acceso al mercado laboral.

Las ayudas están dirigidas a mayores de 16 años de municipios menores de 20.000 habitantes y Entidades Locales Autónomas, y oscilan entre 60 euros y 180 euros en función del número de personas que integren la unidad familiar (entre 1 y 4). “El objetivo es llegar a toda la provincia”, ha destacado la diputada, que ha subrayado que esta iniciativa se incorpora a las medidas que forman parte del Programa de Urgencia Social del área de Bienestar de la Diputación de Granada, y que están destinadas a atender a personas en riesgo de exclusión.

Este programa, que se desarrolla a través de la Red de Servicios Sociales Comunitarios de la Diputación, ya incluye, por ejemplo, ayudas para el transporte a personas con dificultades que deben desplazarse para ir al médico, al dentista, para recibir algún tipo de formación, o personas en situaciones vinculadas a la violencia de género o desahucios, entre otros casos

Por su parte, el diputado de “Vamos, Granada”, Luis de Haro, ha recordado que esta medida comenzó a tomar forma en septiembre de 2015, a través de una moción de su grupo en la Diputación, que fue aprobada por unanimidad.

De Haro, que se ha mostrado “muy satisfecho” por la puesta en marcha de esta medida, ha explicado que desde entonces el grupo provincial de “Vamos, Granada” ha desarrollado un intenso trabajo de control y seguimiento, que ha incluido reuniones con diferentes áreas de la institución y con el Consorcio de Transporte Metropolitano,  enmiendas a los Presupuestos provinciales y propuestas en el Debate del Estado de la provincia en el marco de las actuaciones dirigidas a los colectivos vulnerables y en riesgo de exclusión.

Además, el diputado ha señalado que “se ha escuchado la voz de los desempleados”, representados en la Plataforma de Desempleados de Granada, con la que se han organizado varios encuentros.

“Va a ser útil para mucha gente”, ha afirmado. “Personas que no tienen dinero ni para coger un autobús y desplazarse para una entrevista de trabajo”, ha insistido De Haro, que ha querido destacar el trabajo de su grupo político en lo relativo a iniciativas de carácter social. “Vamos a continuar trabajando en esta línea”.

Por último, ha recordado que hay otras instituciones como el Ayuntamiento de Granada, donde se aprobó una moción similar, o el Consorcio de Transporte Metropolitano, que están estudiando poner en marcha este Bonobús solidario y en las que “Vamos, Granada” “seguirá trabajando para hacer realidad un Título Social de Transporte en la provincia”.

  

Los colectivos bastetanos reciben hoy las banderas de su ciudad. Los colectivos de Baza recibirán mañana jueves una bandera de su ciudad, con el objetivo de que las sedes de las asociaciones puedan lucir la insignia bastetana tras su reciente creación.

El acto de entrega se celebrará hoy, en el auditorio del Museo Arqueológico, a las siete de la tarde, y a él han sido convocados los presidentes y representantes de asociaciones con sede en la ciudad bastetana. Junto a la bandera se entregará una breve información sobre el significado de los elementos gráficos que la componen.

La bandera de Baza está compuesta por un solo escudo, el de 1592 que está esculpido en la fachada del antiguo ayuntamiento. Este elemento fue concedido por los Reyes Católicos en 1494 y recrea la descripción de la ciudad existente en 1489. El núcleo urbano de Baza, rodeado por su muralla y en el punto más alto su alcazaba. Está rodeado de dos fosos, dos puentes y dos cursos d agua o ramblas, cercados por 16 torres.

El escudo sobresale sobre fondo de color sólido, el rojo, que es el color del pendón de la ciudad que se conserva en el museo, del Reino de Castilla y del Reino Nazarí de Granada.

Del diseño y selección de los elementos de la bandera se encargó una comisión técnica especial compuesta por Miguel Amezcua (miembro de la sociedad española de vexilología y del Instituto de Estudios Pedro Suárez), Lorenzo Sánchez (director del Museo Arqueológico Municipal) y Francisco Tristán (historiador y miembro del Instituto de Estudios Pedro Suárez), Miguel Navarro, Sebastián Manuel Gallego Morales, José Ramón Noguera, María Concepción García Granados, Javier Castillo (historiador y Archivero titular del Archivo General de la Región de Murcia) y Yolanda Fernández (presidenta el área de Cultura).

 

La campaña de reciclaje de envases “Recicla y respira” se hizo presente ayer, de nuevo, en Baza. La campaña para fomentar el reciclaje ‘Recicla y respira’ llega de nuevo a Baza, donde ayer se realizaron diversas informaciones a los ciudadanos que acudieron el mercado semanal que se celebra en el recinto ferial.

Se trata de una campaña dirigida básicamente al reciclaje de envases, en la que han tenido especial participación los escolares de nuestra ciudad con la realización de actividades e incluso con la confección de vídeos con los que han participado en el certamen organizado por Ecoembes para promocionar el reciclaje entre los escolares y que estos hagan de transmisores de esa idea, en sus respectivos familiares.

 

Los problemas económicos ponen en riesgo los comedores de Emaús de las provincias de Málaga y Granada donde se alimentan 600 y 400 personas, respectivamente. La organización social Emaús viene arrastrando problemas económicos desde hace varios años, los cuales están poniendo su actividad en serio peligro. En los últimos meses, la situación ha empeorado, hasta tal punto de que el colectivo se esté planteando cerrar alguno de los comedores sociales con los que cuenta en la provincia de Málaga. «Estamos bastante tocados», asegura Ildefonso Abril, miembro de la entidad.

En la actualidad, la ONG cuenta con cuatro comedores sociales en la provincia de Málaga, concretamente en las localidades de Torremolinos, Estepona, Vélez Málaga y Antequera, en los que atienden a cerca de 600 personas al día, a los que se suman los de la provincia de Granada, unos 400, que reciben ayuda en los centros ubicados en Guadix y Baza, donde reciben comida caliente y bolsas con alimentos para el desayuno y la cena.

La problemática que arrastran es fundamentalmente económica. Las subvenciones municipales oscilan entre los 6.000 y los 45.000 euros anuales, siendo, en ocasiones, insuficientes para cubrir los gastos que genera el mantenimiento del servicio que ofrece la organización social. «Reclamamos una aportación acorde a la labor que venimos realizando, una proporcionalidad al número de personas que atendemos», indica Abril, que resalta que el único comedor que funciona realmente bien es el ubicado en la localidad de Estepona.

Además, otro hándicap al que se enfrenta Emaús es al retraso en la llegada de las ayudas de las administraciones locales, ya que, en la mayoría de los casos, éstas se efectúan cuando el ejercicio está bastante avanzado, hecho que merma las posibilidades de la ONG. «Nosotros vamos justos con los presupuestos, por lo que, si ocurre algo inesperado, nos entorpece. Y si un comedor va mal, implica que los demás también. De hecho, vemos complicado afrontar algunos pagos que tenemos que realizar próximamente», manifiesta el responsable del colectivo.

A todo lo anterior, se suma un problema más. Y es que el número de socios está bajando con el paso del tiempo. Por un lado, debido a la edad de los colaboradores, y, por otro, por decisión propia de quienes venían aportando su granito de arena. Así, las donaciones se están reduciendo, tanto las relacionadas con la parte económica como las referidas a los alimentos no perecederos.

De esta forma, los directivos de la organización social Emaús tienen pendiente una reunión próximamente para valorar las circunstancias actuales y tomar una decisión definitiva. Pretenden establecer un plazo para hacer efectiva cualquier medida que tengan que tomar a raíz de todos los problemas que vienen arrastrando durante meses.

 

Cobaf vuelve, un año más con su exposición social fotográfica que esta vez llega como “Cobaf & Publicidad”. El próximo sábado, 28 de abril, como ya viene siendo tradicional, el Colectivo Bastetano de Fotografía, COBAF, inaugurará su Exposición Social de Fotografía, con el nombre de “COBAF & Publicidad”, en el Centro Cultural Santo Domingo de Baza.

Este año adquiere un significado especial ya que coincide con la celebración de los 20 años de la fundación de COBAF. Durante estos veinte años el Colectivo ha venido impulsando y difundiendo la fotografía a través de las múltiples actividades que se han realizado y están programas.

Un año más el Colectivo Bastetano de Fotografía, dedicado a la difusión y promoción del arte de la fotografía, se complace de presentar el trabajo de parte de sus miembros. En la presente edición, la temática que el Colectivo Bastetano de Fotografía ha decidido exponer, versará sobre el mundo de la publicidad, donde cada autor expresa o interpreta reclamos publicitarios a través de las imágenes.  En el mundo actual las imágenes son la referencia para captar la atención de todos los sectores de la población con el fin de hacer más atractivos los productos que ofrecen.

La exposición cuenta con la participación de 17 miembros del Colectivo Bastetano de Fotografía y un total de 30 trabajos, con un único denominador común: la publicidad. Las instantáneas, de formatos libres, aunque en su gran mayoría de 50×75 cm, fueron realizadas tanto en Blanco y Negro como en Color.

Se ha verán expuestas fotografías con imágenes de distintos productos especialmente de consumo, bebidas, perfumes, ropa, joyas, etc.

Los autores que la componen son: Agustín Orduña, Belén Martínez, Eva Izquierdo, Guadalupe Sánchez, Jaime Delgado, Juan José Márquez, Juan Manuel Díaz, Dolores Mañas, Manuel Hernández, Manuel Peña, Moisés Gallardo, Pablo G. García, Purificación Martínez, Raúl García de Paredes, Sonia Muñoz, Susana Delgado y Vicente Suárez.

La exposición permanecerá abierta hasta el próximo día 13 de mayo, y se podrá visitar en horario de lunes a sábado, de 20:30 a 22:00; domingos y festivos, de 12:00 a 14:00 y de 20:00 a 2:00.

 

La alcaldesa de Caniles y el expresidente de la Diputación de Granada defienden la legalidad de las licencias investigadas y se declaran inocentes en la primera sesión del juicio. El que fue presidente de la Diputación de Granada Antonio Martínez Caler (PSOE), y la alcaldesa socialista de Caniles, Isabel Mesas, han defendido que concedieron licencias de obras y primera ocupación en un barrio de cuevas del municipio siguiendo informes técnicos y de forma condicionada.

Ambos se han declarado inocentes durante la primera de las dos sesiones del juicio que ha comenzado este miércoles en la Sección Primera de la Audiencia de Granada, por dos presuntos delitos contra la ordenación del territorio, uno de ellos continuado.

Los hechos se remontan al año 2003, cuando la actual alcaldesa, que también lo era entonces, concedió licencia de obras para dos viviendas en la calle Hortensia de Caniles, a las que se sumó una tercera cinco años después, consideradas las tres ilegales por no haber exigido un aval a los propietarios.

El que fue presidente de la Diputación de Granada, Martínez Caler, concedió, también como alcalde y en 2003, una licencia de primera ocupación a una vivienda de esa misma calle.

Mesas, en una nueva etapa como alcaldesa ya en 2011, concedió otra licencia de primera ocupación y la también acusada María Pilar Sánchez, que era alcaldesa de Caniles en 2012, repitió la misma acción.

Todas estas licencias afectaron a viviendas ubicadas en el barrio de San Sebastián, una zona histórica de cuevas que tiene como instrumento urbanístico las Normas Subsidiarias y la calificación de suelo urbano.

Martínez Caler, que se enfrenta a la petición de la Fiscalía de ocho años de inhabilitación para cargo público y el pago de una multa de 6.000 euros, ha defendido que, como alcalde, no concedía licencias, que eso se hace en la Junta de Gobierno, Local junto a otros tres concejales, entre ellos el de Urbanismo, la secretaria municipal y el aparejador.

Ha asegurado que los expedientes llegaban «completos», que el que motivó su acusación no tenía condicionantes y que en la zona estaban ya «metidos» el agua, saneamiento y el alumbrado público.

La que fue alcaldesa María Pilar Sánchez ha recordado que cuando se tramitaron las licencias se aprobó solicitar a los vecinos un aval para garantizar obras de urbanización, lo que se les trasladó sin más “porque nadie de la mesa informó de forma contraria”.

La actual alcaldesa de Caniles, que se enfrenta a la petición fiscal de tres años de prisión, otros diez de inhabilitación especial para el cargo y el pago de una multa de 7.200 euros, también ha subrayado que en el barrio había “agua, luz y partes de acerado” y ha asegurado que había servicios básicos.

El aparejador municipal, que ha declarado como testigo, ha recordado que las licencias se dieron de manera condicionada a la presentación del aval, como demuestra que uno de los vecinos presentara un escrito de respuesta a este requerimiento.

Los agentes de la Guardia Civil que actuaron en la causa han dicho que comprobaron que, al menos, tres casas estaban habitadas, en un juicio que continuará hoy, con nuevos testigos.

 

El futbolista bastetano Carlos Ruiz acusa al árbitro de su último partido, Díaz de Mera, de “falsear” el acta arbitral, así como de que “quiso ser protagonista” y de “perjudicarles”. El futbolista bastetano, Carlos Ruiz, ha acusado al colegiado que el pasado sábado arbitró el Tenerife-Huesca, Díaz de Mera, de falsear el acta para justificar la expulsión de su compañero Raúl Cámara. “En el caso de Raúl, creo que falsea el acta, porque en ningún momento dice que eso sea un atraco, hasta la gente del Huesca nos lo dice. Solo afirma que es de traca”, manifestó el defensa central.

También opina que hubo mala intención en Díaz de Mera en las dos acciones que determinaron su expulsión. Sobre la primera amarilla con la que fue amonestado, explicó que, tras recibir un golpe, “me quedo en el suelo un poco mareado, dolorido, y me doy cuenta de que estoy sangrando muchísimo. Le digo a la asistente que por favor me atiendan. Viene el árbitro y me enseña la amarilla. Me quedé alucinando”.

El futbolista aseguró no saber a qué se refiere el colegiado cuando en el acta recoge que le muestra la primera amarilla por realizar una observación técnica. “Solo le dije a la asistenta que me atendieran. Estoy a 200 pulsaciones y no sé cómo quiere que le diga que por favor me atiendan”, añadió. Y respecto a la segunda amarilla, reconoció que “hay un forcejeo”, pero “no se aprecia penalti”. “En la jugada del penalti Cucho y yo forcejeamos, pero ni él para que yo me caiga ni al revés. Nos soltamos para llegar al balón y pita penalti. Sabía que me iba a sacar la amarilla porque tenía ganas de ser protagonista”, abundó.

Carlos Ruiz añadió que no protestó “en ningún momento, solo después de que me saque la amarilla por decirle cómo me la puede sacar. A lo mejor ahí le grito, pero los árbitros deben tener empatía, sobre todo si no les faltas al respeto”.

No se escondió y a todo lo anteriormente expuesto, añadió que Díaz de Mera “nos ha perjudicado”, aunque no cree que haya sido intencionado. “Los árbitros son humanos y les puede afectar el ambiente, fue una pena”, argumentó, pero descartó que “viniera premeditado”, aunque sí que “generó un mal ambiente”. Todo lo que pasó después, con el lanzamiento de un objeto que impactó en la cabeza de una asistente “hay que evitarlo”, aseguró el de Baza.

Ahora espera que el recurso que presentó el CD Tenerife prospere y que el Comité de Competición de la RFEF, que se reúne en la jornada de hoy, no lo sancione. “Siempre esperas que las alegaciones puedan prosperar y que me quiten alguna de las amarillas y en el caso de Raúl igual, que cuantos menos partidos le caiga mejor. Se ve que las imágenes no concuerdan, a ver si puedo participar contra el Rayo”, expuso.

Respecto a la parte deportiva, descartó que el Tenerife haya perdido la esperanza de jugar el play-off al final de la fase regular. Eso sí, concedió importancia máxima derrotar al Rayo Vallecano el próximo domingo. “No es el último asalto, es el más importante ahora mismo. Ganar nos daría mucha confianza para el resto de los partidos, con el de casa después, para sumar tres puntos podríamos recortar con los enfrentamientos directos que hay, y veríamos las cosas mejor y engancharíamos a la gente”, explicó.